Tengo una fiesta este fin de semana, de hecho, hace mucho no salgo de noche #ElAnciano y la verdad es que no estaba muy animado, hasta que puse esa playlist de Destiny’s Child #IndependentWomanMood y me dije… ES HORA, seguido del típico ¿Qué me pongo?… Sí esa preguntita que te aburre cada vez que sale de la boca de tu madre, pero que también te la haces de vez en cuando #NoTeHagasElLoco así que consulté con algunas personas sobre el tema y llegué a las siguientes conclusiones de outfits que todos tenemos…

El de la primera cita

Es ese con el que te ves guapo #juras, inteligente y con un futuro próspero. Es decir, la camisa casual o un polo básico complementado de unos skinny jeans sin rasgados, zapatillas bien limpias y un reloj que aparenta que tienes el control de la situación (ni de tu vida, oye). Un look que te hace ver súper atractivo, pero a la vez inocente pues eres un caballero y no te portarás mál en la primera cita #SayWhat?

El de la entrevista de trabajo

Aquel atuendo incomodísimo que te hace sentir la incomodidad del planeta. Una camisa entallada que limita tus movimientos y te hace transpirar de los nervios y para terminar de dar la nota, esos zapatos que nunca te pones y que olvidaste que te sacaban ampollas #FuckThisShit. Pero como la procesión se lleva por dentro, miras al frente y no pasa nada, caminas #ragiooo porque antes muerto que sencillo.

El del “qué dirán”

Todo atuendo o accesorio que sí o sí usas en los reencuentros de promo, o reuniones en las que te cruzarás posiblemente con tu familia lejana (o tu EX). Es que en este tipo de reuniones siempre está LA RAJONA #anoserqueseasTÚ y debes lucir espectacular para tapar bocas y seguir perteneciendo al club de los populares #ReginaGeorgeMood.

El de la cacería Disco

Ese que te hace ver el triple de atractivo y a mitad de digno, esos pantalones super apretados o shorts que realcen tus flacas piernas, zapatillas con megaplataforma para mostrar autoridad y un polo bien entallado. Cabello alborotado con un toque de fijador y un perfume súper masculino para que caigan al toque por si acaso.

El de diario

El ajuar que tiene estampado por todos lados la palabra #SOLTERONA, sí, ese con el que espantarías hasta a tu madre. O sea, el buso ancho que se te cae porque el elástico ya se fregó, las sandalias con medias de lana a rayas #porelfrío y el polo que tiene hueco y manchas de pasta dental, todo acompañado de una legaña en un ojo y el otro rojo y chiquito de tanto sobarlo.

El que va con todo

Es ese que siempre funciona y ni sabes bien por qué, quizás porque es un look básico y poco recargado, ese que te hace lucir muy atractivo porque te muestra tal cual eres, con tu esplendor al máximo y con una sonrisa enorme que complementa espectacular. Entonces me pongo este último, este que me hace sentir perfecto con quien soy y seguro de lo que quiero esta noche, VIVIR.